info@produccionesdd.unlugar.com

  Formato Venezuela  ( R. )

 

 

  

                                                                       Para contar... en voz baja     ®


"Diabladas, Sucedidos y Leyendas"       
                         de Venezuela       


Año del Señor de 1818 

 “La Sabana, Angostura”

Dos personajes para la leyenda


El caballo de Bolívar
Bolívar jamás tuvo un caballo: tiene un pueblo
Uno tenía y era color de trigo y se lo regaló a José Martí. Cuando murió Martí se lo regaló a un argentino y el argentino a un chileno y el chileno a un jinete que venía de Nicaragua, y el jinete de Nicaragua no lo desensilló:
Bolívar cabalga todavía.-

Orlando Araujo


Los que Narran

Dos del pueblo, francos, inteligentes, buena gente, de la leal, de la que hay pocos.

Los hombres

“El Toro Simón” ( Simón Bolívar )

"Mulengue" ( Antonio José de Sucre )

Y el filoso, a quien por supuesto sus nuevos compañeros

nunca le creerán, cuando diga que es...

"El Zipote o Yoraco" ( El Diablo mismo, un gringo )


Si "El Zipote", que bajo del infierno esa noche para pedirles a los elegidos el alma, y... si se la dan, compartir con ellos el poder de las sombras.

El Toro Simón y Mulengue se ríen de la propuesta, que loco el gringo, realmente es bueno para los chistes, solo y perdido en la sabana, hambriento como un naufrago y con humor, mire buen hombre sin ofender, acomódese con nosotros, coma algo y descanse a lo cristiano, cuando amanezca le marcamos el camino por donde encontrara a su gente. Con esto esta todo dicho, no se discute mas, se arma rápido la rueda de los que narraran, se acomodan, se bien presentan, se cuenta y se pasa la vela hasta el amanecer.

Dirá Mulengue - A nadie se abandona con hambre

Dirá Simón - A nadie se le retira la mano

Mulengue parte y reparte galleta, pone la negra al fuego - Para mas cocido
Dirá Yoraco pasando un porrón viejito - Pa calentar por fuera y por dentro 

    - Es lo único que tengo ( convida ) - Es Chicha del Alto Perú, caserita
- Anima y suelta, piensen tranquilos, la noche es larga, que es... al final el alma. 


" Zipote " ( Nuestro Diablo ) (60 / 70 años) 

Que decir, de el se sabe poco y se miente mas, que viste con ropas negras, que se destaca por su diente de oro y sus largas uñas. Que anda con libertad, monta caballo oscuro y  calza una sola espuela. Que se lo invoca, que viene solo. El puede aparecer como un gran animal, o uno pequeño, un perro, un gato, un caballo, un chancho, eso si oscuro o negro, acá en cambio… es hombre, indio, mestizo, blanco o negro para desorientar, hoy es…

Un Gringo, ¿ del norte, o de Europa, da lo mismo ? , un buenazo, diablo gentil que ríe mucho, ríe amable, pero diablo siempre perpetuamente diablo, bien de cuidado, un engañoso, de daga llevar.


La Historia

Ese día los dos jefazos andaban con ropa de llaneros, nadie los ve salir del campamento principal, no hay escolta  no querían ruido, sabían que los dos solos eran... sombras, sus caballos llevan sillas livianas, las de trabajo pedirán que les ensillen, al cinto, debajo de las camisas, prestas las armas, cabalgan con ojos atentos, todo lo miran , todo lo memorizan, pobre del enemigo

 Es el mes de las lluvias, todo esta rodeado por los godos, se sienten confiados los españoles, siempre que pueden chumban y merodean como perros flacos, pero... a los jefes no los ven venir, ni ir, no los encuentran nunca y para mayor suerte de los dos leales, hoy el anochecer temprano y esta tormenta le hicieron buena cubierta a su escaramuza.

Cuando El Toro Simon y Mulengue  se internan en la sabana ya es noche cerrada, en ella están seguros, desensillan debajo de unos Araguaney, hacen un fuego tapado y chico, calientan un cocido y se aflojan como cuando la paz, con tanta guerra ya uno ni se acuerda de lo que es dormir con los dos ojos cerrados. Charlan de las familias, de las que tienen, de las que tendrán, charlan de la libertad y sorbetean agüita de papelón o de panelao, aguantaran la noche velando, y de pronto... ese gringo loco que sale de la nada, desorientado y perdido, solo y hambriento, que quiere sus almas, que les ofrece todo. Superada la sorpresa lo cobijan como buenos cristianos, le darán todo menos su revolución, ellos sin saberlo esa noche son los elegidos de la madre tierra, ellos nuestras raíces latino americanas, en esa noche eterna juntarán sus vidas, e... historias con la muerte, contando...

                                                   -  Quién no escucho del…  " Silbón "


La otra, la Verdadera Historia

Ellos ...

Nuestros protagonistas involuntarios de esta nuestra noche eterna, son héroes reales del espíritu independiente y la lucha contra la injusticia

José de Sucre, tras el fracaso de su primer intento libertador, se refugió en la isla de Trinidad, Luego en 1813 regreso a Venezuela e intervino en la organización del ejército de Oriente. Su arrojo y sus dotes para la guerra determinaron su ascenso a teniente coronel. Sin embargo, vencido su ejército en estado Aragua y Urica, debió huir para no ser apresado por los realistas. Integrado de nuevo en la lucha, en la segunda mitad de 1815 participó activamente en la defensa de Cartagena de Indias, desde donde pasó a combatir en Guayana y el Orinoco. Con el grado de general de brigada, marchó en 1818 a Angostura, donde Simón Bolívar había instalado su cuartel general y organizaba la República. Allí se convirtió en uno de sus mejores lugartenientes y se ganó la amistad y el respeto del Libertador, quien destacó siempre sus dotes militares y su elevado sentido de la moralidad.

Simón Bolívar, de familia adinerada y huérfano de muy chico, queda a cargo de un tutor para su educación.
A temprana edad elige la carrera militar, y ya con el grado de Subteniente viaja a España donde tiene familiares. Allí se casa siendo joven y regresa a Caracas, pero a los ocho meses fallece su esposa. Viaja nuevamente a Europa para profundizar sus estudios, y jura dar libertad a su patria del opresor . Regresa a caracas en 1807. En 1812 da a conocer el "Manifiesto de Cartagena". En 1813 la Municipalidad de Caracas lo proclama Capitán General de los Ejércitos de Venezuela, con el título de Gobernador. En 1814 publica el "Manifiesto de Carúpano". En  1815 da a conocer la "Carta de Jamaica". En 1818 funda el "Correo de Orinoco", medio para la difusión de las ideas y las acciones republicanas. En 1819 expone el "Discurso de Angostura", considerada su pieza oratoria más importante. El 15 de febrero de 1819 es elegido Presidente de Venezuela. 1822 Encomienda a Antonio José de Sucre la incorporación de Guayaquil a Colombia. El 24 de mayo, Sucre libera a Quito en la Batalla de Pichincha. En julio se realiza el encuentro en Guayaquil de los dos libertadores, Bolívar y San Martín. 1824 en agosto, Bolívar vencía en Junín  a las fuerzas realistas. En diciembre, Sucre lograba la victoria en Ayacucho . En febrero de 1824 es nombrado Dictador del Perú por el Congreso de Perú. 1825 después de la batalla de Ayacucho, una Asamblea reunida en Chuquisaca acuerda la creación de Bolivia, cuya Constitución redactó el mismo.


    “ Diabladas, Sucedidos y Leyendas

                                                               Para contar... en voz baja      ( R. )

               


El General Sucre es el Padre de Ayacucho: es el redentor de los hijos del Sol; es el que ha roto las cadenas con que envolvió Pizarro el imperio de los Incas. La posteridad representará a Sucre con un pie en el Pichincha y el otro en el Potosí, llevando en sus manos la cuna de Manco-Capac y contemplando las cadenas del Perú rotas por su espada.

"Por la libertad de mi patria he abandonado los blasones de una distinguida nobleza, me he visto privado de las delicias de una grande fortuna; he expuesto mi existencia por salvar la vida de mis conciudadanos; todas mis pasiones las he sacrificado a la salud pública y únicamente he conservado las que pueden contribuir a la destrucción de nuestros enemigos"...

                                                                                                                           Simón Bolívar


Los sucedidos sucedieron alguna vez, o casi sucedieron, o no sucedieron nunca, pero lo bueno que tienen es que suceden cada vez que se cuentan.  Eduardo Galeano


       Raíces - Canto a Bolívar - Neruda 


      DD Medios & Comunicación  

 Otra Comunicación

Daniel Ditter

®  HECHO EL REGISTRO DE LEY  Ó COPYRIGHT  /   DERECHOS RESERVADOS

 [ + info ]